Kthulu Inc.

…obedece al tentáculo!

Balleneros, por la razón o la fuerza.

Hace unos días un viejito me comentaba la “receta” para su feliz matrimonio de 40 años: “a ninguno de los dos le queda orgullo”. Lo mire con cara de “qué me está diciendo este viejo senil?” y me aclaró:

“Cuando uno es joven y no sabe nada, pasa peleando con su mujer, por orgullo. No importa si uno tenga o no la razón, la idea es nunca dar su brazo a torcer. Así, uno sigue peleando hasta que la relación termina. Pero, si uno de los dos deja su orgullo de lado, la relación puede seguir mucho tiempo más”.

Claro, si lo veo de ese modo el orgullo quizás no es tan bueno e indispensable como siempre lo he creído (aparte de ser una persona egocéntrica, soy orgullosa). Después de esta conversación, el resto del camino a mi casa lo pasé pensando en alguna forma de refutar la teoría del vejestorio. No podía aceptar que algo tan importante como el orgullo, fuera tratado de tan mala manera.  Hasta que terminé encontrando el ejemplo perfecto… para apoyar la teoría del viejito: Japón y la caza de Ballenas.

La caza de ballenas por parte de Japón ha terminado, al menos por este año, con 2 meses de adelanto y cerca de 800 ballenas menos de las presupuestadas. La razón? La seguridad de las tripulaciones como prioridad, ante las manifestaciones de grupos ecologistas. Las acciones del Sea Shepherd esta temporada consiguieron algo increíble; tan impactante que muchos especulan ha marcado el principio del final de esta horrenda práctica.

Pero, el problema de fondo persiste. Qué hace que una nación tan desarrollada como Japón tenga una necesidad tan exagerada por cazar estos increíbles mamíferos? El amor a la ciencia? Lo dudo.. después de tantas ballenas muertas serían retrasados si aún no aprendieran todo lo que se puede aprender de las ballenas. El hambre quizás? Imposible! Son muy pocos los que comen de esta carne y muchas ballenas terminan congeladas porque a nadie les interesa comprarlas frescas. Entonces?

La respuesta es una simple palabra: Orgullo.

Tendemos a suponer que el balleneo es una práctica ancestral, parte importante de la cultura Japonesa, cierto? No! Sólo un par de comunidades costeras, como por ejemplo Wakayama, han cazado ballenas por siglos (originalmente lo hacían con arpones manuales). El resto de Japón sólo conoció la caza de ballenas durante el siglo 20, donde surgieron barcos con arpones mecánicos y en temporadas post segunda guerra, donde este tipo de carne era  más conveniente, económicamente hablando. En la actualidad, a Japón le conviene más importar carne de res, o consumir pescados como el atún o el salmón.

La carne de ballena es cada vez menos popular en Japón, a pesar de los esfuerzos por expandir el mercado. Una investigación conducida por el “Nippon Research Centre” concluyó que el 95% de los japoneses nunca o casi nunca come carne de ballena y un 69% de los encuestados no apoya la caza en los océanos del sur. Antes considerada una exquisitez exclusiva, ahora gracias al sobre stock de carne de ballena congelada (casi 6 mil toneladas!) se está entregando como almuerzos y snacks en algunos colegios.

Uno de los temores de los japoneses es que si se llega a lograr que la prohibición de caza de ballenas se vuelva permanente (para cualquier tipo de caza) los grupos ambientalistas empiecen a atacar otros tipos de pesca (según Hideki Moronuki, Fisheries Agency, Japón) y siendo éste el país que más pescado consume en el mundo, se teme que sigan siendo atacados por pesca de otras especies marinas, como el atún.

A buenas y primeras suena a excusa barata y casi paranoia, pero el mismo día en que se publicó que el Sea Shepherd logró que los barcos balleneros volvieran a casa, un par de horas más tarde los posts que informaban sobre las andanzas del Nishin Maru y compañía fueron reemplazados por notas sobre la amenaza de algunas especies por la pesca del atún. Y de repente, este japonés “paranoico” ya no lo parecía tanto. A riesgo de que me juzguen de asesina o lo que quieran… me cargan y desesperan los ambientalistas veganos que pretenden que todo el mundo se vuelva vegano, porque si no lo hacen, son unos monstruos asesinos que torturan animales casi por diversión! (porque según ellos el ser humano no necesita carne para vivir, por ende, sólo come carne por diversión).

Nueva Zelanda y Australia son ya conocidos opositores. Poco antes de que la flota japonesa se retirara de los mares del sur, el grupo Sudamericano de paises miembros del IWC (Argentina, Brasil, Chile, Costa Rica, Ecuador, Mexico, Panamá, Peru y Uruguay) ya había expresado su fuerte rechazo a la “caza cientifica” que pretendía conseguir casi mil ballenas en el santuario. Sumado a esto, el gobierno chileno había advertido que no permitiría que la flota pasara por aguas nacionales.

Otro de los problemas que esta industria  enfrentará a futuro es un nuevo requerimiento de la Asociación Marítima Internacional, que a partir de la próxima temporada prohibirá el paso por aguas antárticas a cualquier navío que funcione a combustibles pesados (como por ejemplo, toda la flota ballenera nipona).

Este año la flota partió rumbo a la antártica con retraso y con menos naves que nunca antes. Con esta flota no habrían alcanzado a cazar más de la mitad de su cuota. “Lo único que ha producido el programa de caza de ballenas es miles de toneladas de carne congelada, el desperdicio de millones de yenes de los impuestos que pagan los japoneses, y una cultura de corrupción y escándalo […] La caza de ballenas por parte de los Japoneses llegará eventualmente a su fin, el “cuando” es lo único que falta saber” (Junichi Sato, editor ejecutivo Greenpeace Japon)

El “hostigamiento” por parte del Sea Shepherd les sirvio de algo finalmente a estos “cientificos”: Fue la excusa perfecta para terminar con su innecesaria tarea sin que se viera tan afectado su amarillo orgullo. Aunque de seguro las canciones de “victoria” que ya estan previendo el fin de la caza de ballenas probablemente causen  que Japón salga con todavía más ganas (de limpiar su nombre) durante la próxima temporada de caza. La moraleja de la historia? El orgullo NO siempre es bueno, el fin NO siempre justifica los medios y, lo más importante, esa frase en nuestra antigua moneda de $100.- tiene toda la razón.

Lo que no logra una comisión mundial, lo logró una relativamente pequeña embarcación de activistas, con verdaderas ganas de lograr su objetivo y evitar la muerte de animales inocentes. Ahora quedo pensando… se podrá hacer algo similar para parar el maltrato animal en tierra firme? podríamos conseguir, a punta de hostigamiento (dentro de lo legal, basicamente “aburriendo” a la gente) que las personas paguen por las atrocidades que comenten en contra de nuestros hermanos pequeños?

Acerca de Histerika

Reina pirata en posesión del Tesoro de R'lyeh!

3 comentarios el “Balleneros, por la razón o la fuerza.

  1. Natalia
    24 marzo, 2011

    Totalmente de acuerdo en cada una de tus palabras. Personalmente no soy muy buena para comer carne (cargo de conciencia) pero detesto a esos veganos que quieren que todo el mundo deje de comer carne. O sea, si quieres ayudar, empieza por ti. Si quieres convencer a alguien, explícale lo bueno y lo malo, y deja que él decida… Pero eso de estar ofendiendo a medio mundo por comer carne, lo encuentro tan molesto como los fanáticos de los asados que me HUEVEAN (no hay otra palabra xD) para que yo coma carne. Yo soy más partidaria de comer lo necesario. Para qué hacer asados todos los fines de semana? eso caería en la categoría de comer carne por diversión.
    Comparto tu deseo de conseguir que las personas paguen por el daño que provocan a los animales. Odio la tauromaquía y el maltrato animal en general. ¿Qué tiene de entretenido ver como un tipo tortura a un animal? entonces que graben abusos y los transmitan por televisión! lo encuentro morboso y despiadado. Esa gente no tiene corazón! si son capaces de golpear hasta matar a un ser más pequeño e indefenso que ellos, son capaces de cualquier cosa.

  2. Natalia
    24 marzo, 2011

    me salí del tema un poco… Sobre la caza de ballenas, opino lo mismo que tú respecto al tema “científico”. Tantos años cazando ballenas y aún les queda por investigar? creen que la gente es idiota… lamentablemente muchos lo son.

    Saludos!!

  3. ruki
    29 abril, 2011

    estudio japonés y tengo cierto conocimiento d la cultura japonesa, la verdad es que las ballenas si han sido parte importante en su cultura, aprovechan el 100% de este animal, antes que estaban más cagados era comprensible su caza pk no tenían que comer (post guerra), pero ahora que tienen tantos recursos no tiene sentido seguir cazando estos animales y lo peor es que no ven el daño que causan , para ellos las ballenas son seres comestibles y listo no big deal! espero que cambien esa perspectiva pk para peor son animales en peligro d extinción

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 3 marzo, 2011 por en -Critica Existencia y etiquetada con , , , , , , , .

Litio, equilibrio inestable.

Conoce Revista Litio.

Litio un espacio donde lo que prima es la opinión desde la perspectiva del ciudadano común y corriente, sin ataduras ideológicas ni prejuicios inculcados. Somos espacio para la información aterrizada y la creatividad desbocada... en inestable equilibrio.

Sexus, instintos primarios.

Esto es Sexus!

Es el espacio dedicado a la pasión de multitudes, el SEXO. Columnas escritas por gente apasionada por el sexo y sus infinitas variedades. Pasa, conoce, descubre y experimenta con nosotros el exquisito mundo de la estimulación sensorial... es Sexus!

Escribe tu email y recibe notificaciones cada vez que el sitio se actualice!

Únete a otros 124 seguidores